Michael Urtecho se quebró en pleno juicio. (Martín Herres/Difusión)
Michael Urtecho se quebró en pleno juicio. (Martín Herres/Difusión)

El desaforado exlegislador lloró al pedir a la sala de la Corte Suprema que lo juzga por recortar sueldos a los trabajadores de su despacho, que no acepten el pedido del Ministerio Pública para que se ordene la detención preventiva de su esposa, Claudia Gonzales. El tema se resuelve este miércoles 12 de marzo.

El argumento de Urtecho y de su defensa es que no hay peligro de fuga. También destacaron que Gonzales es quien lo atiende ante a los problemas físicos que padece.

Agregó que en la solicitud de la Fiscalía contra su esposa no hay igualdad porque, mientras piden arresto domiciliario para él al ser supuestamente autor de los delitos de concusión y enriquecimiento ilícito; para su pareja, quien es solo una cómplice, quieren enviarla a prisión.