Recuerdo Familiar. Abanto (que aparece con su hija y expareja) dice que nunca negó paternidad. (Difusión)
Recuerdo Familiar. Abanto (que aparece con su hija y expareja) dice que nunca negó paternidad. (Difusión)

Después del trago amargo que pasó al hacerse pública una demanda por paternidad en su contra, el exobispo Guillermo Abanto Guzmán ahora busca conciliar con la madre de su hija para acordar una pensión alimenticia y un régimen de visitas.

A través de un comunicado, el sacerdote invitó a la joven Alexandra de la Lama Luna –quien lo acusó de desatenderse de sus obligaciones como progenitor– a ponerse de acuerdo "por ser de interés primordial de la menor".

Refirió que ayer solicitó a De la Lama ir a un centro de conciliación extrajudicial, "evitando así que se inicie un nuevo proceso judicial por alimentos, el cual no haría más que retardar un acuerdo que beneficie a nuestra hija".

"(La invito) también a que cese en el uso innecesario de los medios de comunicación para tratar asuntos de índole familiar y personal que en un futuro pueden afectar gravemente el desarrollo de la vida de nuestra hija", puntualizó.

Como se recuerda, la joven psicóloga recurrió a la prensa para denunciar la negativa de Abanto de reconocer a su hija.

TENENCIA Y CUSTODIAEn su comunicado el religioso reitera que nunca ha negado su paternidad ni ha desatendido las necesidades de la pequeña de dos años.

"Mi hija lleva los apellidos de su madre por una decisión tomada entre ambos padres en su momento", afirmó en el documento enviado a varios medios de comunicación.

Refirió que, ante el pedido de De la Lama de que reconozca a su hija, "le solicité un tiempo prudencial para antes renunciar al cargo de Obispo Castrense –cosa que hice– y así afectar lo menos posible a la Iglesia Católica con mis actos personales".

"Sin embargo, la madre me inició un proceso judicial ante el 3°Juzgado de Paz Letrado de Surco y San Borja, en el cual en todo momento acepté mi paternidad. Es preciso señalar que no firmé la partida de nacimiento ya que al ser la madre la única declarante, aquel no es un acto que quede librado a mi voluntad sino que requiere la presencia de ambos padres", aseguró.

Por último, el exobispo dejó en claro que será la madre quien ostente la tenencia y la custodia de la menor.

SABÍA QUE

- La abogada de la joven, María del Carmen Barragán, afirmó días atrás que iniciarán un juicio por alimentos. "El señor (Abanto) nunca cumplió con ninguna de sus obligaciones", subrayó la letrada.

- En su momento, el cardenal de Lima, Juan Luis Cipriani, emplazó al exobispo a asumir su paternidad. "Cada uno tiene que afrontar sus debilidades con hombría y saber reconocer cuando comete un error", expresó.