SOLIDARIDAD COMUNAL. Según el Midis en 2023 se registraron 3,900 ollas comunes, las que benefician a más de 250 mil personas. (Foto: Difusión)
SOLIDARIDAD COMUNAL. Según el Midis en 2023 se registraron 3,900 ollas comunes, las que benefician a más de 250 mil personas. (Foto: Difusión)

La mirada de Janet Puma irradia un brillo especial. Junto a un grupo de mujeres dirige la olla común Rinconcito del Valle, en (Chosica), una de las tantas que a diario alimentan a decenas de miles de personas de escasos recursos en Perú. Aunque las carencias todavía abundan, la esperanza ha cobrado más fuerza que nunca con la llegada de Ollas que Desarrollan de Alicorp, programa que apunta a la autogestión de estas iniciativas.

Creado en mayo del 2022, el proyecto se basa en tres ejes de acción: donación y entrega de alimentos necesarios en cantidad y calidad; equipamiento de los comedores con nuevos utensilios de cocina; así como capacitaciones y despliegue de competencias a las lideresas para lograr que sus organizaciones sean sostenibles en el tiempo y puedan desarrollarse junto a su comunidad.

El propósito de Alicorp, subraya Malena Morales, vicepresidenta de Asuntos Corporativos de la empresa, es “alimentar un mañana mejor, entendiendo que alimentar también es inspirar, ayudar a crecer, motivando el desarrollo de nuestro entorno”. Por el momento, los números que maneja el programa hablan de 370 ollas comunes beneficiadas en nueve regiones—Lima, Piura, La Libertad, Lambayeque, Arequipa, Apurímac, Junín, Cajamarca y Cusco— y más de 3 millones de raciones entregadas a 32 mil personas.

Son más de 140 lideresas graduadas dentro de la fase de emprendimiento. Ellas pertenecen a 45 ollas comunes. (Foto: Difusión)
Son más de 140 lideresas graduadas dentro de la fase de emprendimiento. Ellas pertenecen a 45 ollas comunes. (Foto: Difusión)

Así como Janet de Carapongo, quien en plena pandemia vivió con angustia la falta de ayuda, su tocaya Janet Gutiérrez, de la olla común Plataforma de Manchay (Pachacámac), se vio obligada a salir junto a otras mujeres de su comunidad a los mercados en busca de donaciones. “Alicorp llegó en el momento que más necesitábamos. No solo nos apoyó con víveres de primera necesidad, sino también con talleres de nutrición, en cómo administrar nuestros ingresos”, afirma agradecida Gutiérrez. Más allá de la provisión de alimentos, Ollas que Desarrollan brinda conocimientos enfocados en fortalecer las habilidades de las mujeres que están al frente de cada organización popular. Con esa intención casi mil personas recibieron cursos sobre nutrición, organización de equipos, sanidad e higiene, finanzas y contabilidad, liderazgo y negociación, empoderamiento y emprendimiento. Este último ítem se está llevando a cabo desde este año.

“Está compuesto por sesiones que buscan que las ollas identifiquen los recursos con los que cuentan actualmente para crear una idea de negocio, conocer a su cliente, manejar la logística y actividades clave, desarrollar presupuestos y costos, así como elaborar un discurso potente para crear sinergias y sumar aliados”, precisa Morales de Alicorp. El objetivo final es generar nuevos ingresos para garantizar su sostenibilidad.

CAPACITAR Y DONAR. El programa ha reforzado a más de 1,000 personas en temas de nutrición, higiene y finanzas. La entrega de alimentos equivale a 3 millones de raciones. (Foto: Difusión)
CAPACITAR Y DONAR. El programa ha reforzado a más de 1,000 personas en temas de nutrición, higiene y finanzas. La entrega de alimentos equivale a 3 millones de raciones. (Foto: Difusión)

Son más de 140 lideresas graduadas durante la fase de emprendimiento. Ellas pertenecen a 46 ollas y a ese mismo número ascienden las ideas de negocio que ya están en proceso de implementación. Las propuestas incluyen la creación de panaderías artesanales, fuentes de soda y restaurantes, hasta la producción de postres saludables a base de sangrecita y mermeladas de frutas y verduras. Todas fueron sustentadas frente a un jurado que calificó su viabilidad y plan de negocios. Tras su aprobación, cada emprendimiento accede al Capital Semilla, sistema de financiación bajo la guía y asesoramiento de la ONG Juguete Pendiente, principal aliado del programa y con quien se viene trabajando desde el primer día, identificando y articulando las acciones dirigidas a las ollas comunes más necesitadas.

Otros socios estratégicos son la Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas, encargada de la malla curricular del programa de emprendimiento; Mibanco, educando a las lideresas en temas como contabilidad, finanzas y costos; Cargill, otorgando el Capital Semilla; Primax Gas, donando balones de gas; Unacem, apoyando con la entrega de alimentos y capacitaciones; Record, renovando los implementos de cocina; y, finalmente, Auna, brindando mamografías y charlas de salud preventiva.


VIDEO RECOMENDADO

Ana María Choquehuanca: “Es hora de unificar el trabajo conjunto público-privado” CADE2023

TAGS RELACIONADOS