El falso gerente fue traslado ayer a la Fiscalía. (Difusión)
El falso gerente fue traslado ayer a la Fiscalía. (Difusión)

El boom de la venta de autos nuevos se convirtió para una organización criminal en el camino perfecto para cometer una serie de estafas por un monto superior al medio millón de dólares. La modalidad: la constitución de falsas financieras a través de las cuales daban supuestos créditos vehiculares en cuestión de horas.

El cabecilla de esta banda, Omar Espejo de la Cruz (39), quien se hacía pasar como gerente general de las falsas entidades ubicadas en y , fue detenido por agentes de la División de Investigación de Estafas.

Pero, ¿cómo operaban? Las víctimas, que en la mayoría de los casos eran personas que no habían aprobado un crédito bancario, eran captadas en los exteriores de las tiendas de ventas de autos de marcas como Toyota, Nissan, Kia, Hyundai, entre otras.

Sujetos que decían trabajar para una financiera les ofrecían los mencionados préstamos y para ello hacían que los interesados acudieran a las oficinas de la supuesta financiera Dump Trac, una de ellas ubicada en la avenida Dos de Mayo 516, oficina 208, en San Isidro.

Ahí, los compradores se entrevistaban con el gerente general, Víctor Espejo, quien les prometía la adquisición del soñado auto nuevo.

Para ello, pedía un pago inicial de entre el 30% y 50% del valor del vehículo, mientras que el resto del dinero debía ser pagado por el comprador en varios meses y con bajos intereses. Sin embargo, transcurrido el tiempo, los clientes no recibían la unidad.

DATOS

- Los estafadores cambiaban el nombre y la razón social de sus supuestas empresas. Por ejemplo, Dump Trac pasó a ser Consorcio Bradesco y funcionaba en Miraflores.

- Entre los agraviados se encuentran Nilton Irrazabal, Jesús Yauri y Vilma Chevarría.