(Promperú)
(Promperú)

El pimiento piquillo, considerado un producto gourmet en el Perú, se ha convertido en uno de los acompañamientos preferidos de las comidas que se ofrecen en restaurantes y cadenas hoteleras del mundo, principalmente en Europa.

Se cosecha en la costa peruana. España es su destino número uno.

No obstante, el consultor en Agronegocios de Promperú, Víctor Sarabia, refiere que las oportunidades para este ají se encuentran en Estados Unidos, donde ya se oferta, aunque en menores cantidades.

El presidente del Comité de Capsicum (ají) de la Asociación de Exportadores, Renzo Gómez, comenta que también existe un potencial de desarrollo en Francia y Alemania.

Opina que se debe apostar por la venta en los supermercados del exterior, ya que cada vez son más las personas que lo consumen, sobre todo para acompañar el arroz y la carne.

El experto señala que en el mercado local aún no tiene mucha participación, por lo cual casi el 100% de la producción se vende fuera del país.

"No estamos acostumbrados a consumir este tipo de ají, por eso es que solo algunos establecimientos del país ofrecen el pimiento", manifiesta.

CUIDADORenzo Gómez precisa que es necesario hacer un control estricto para comprobar que no tenga toxinas.

"Es necesario que se haga un análisis de pesticidas en los laboratorios de control de calidad", dice.

Para exportar es requisito fundamental tener un certificado fitosanitario de Senasa.