La ex presidenta del Congreso,, sufrió esta mañana una descompensación en momentos que se aprestaba a ingresar a la sede anticorrupción del Ministerio Público donde se iba a realizar el interrogatorio al ex presidente por el caso del Metro de Lima.

La también llegó en buen estado de salud minutos antes de que hiciera lo propio el ex mandatario pero inesperadamente se vio afectada por lo que tuvo que ser ingresada al local donde fue atendida.

Minutos después, luego de recibir los primeros auxilios, se retiró del lugar en una silla de ruedas y con todo el cuerpo cubierto por una manta.

Hoy, el debía rendir su testimonio ante el fiscal José Domingo Pérez por el caso de la Línea 1 del Metro de Lima.

El líder aprista, se recuerda, es investigado por el presunto delito de tráfico de influencias debido a la emisión de Decreto de Urgencia Nº 032-2009, que declaró de necesidad pública la ejecución y puesta en marcha de la referida obra.