MENSAJE DE PAZ. Rogó por negociaciones entre israelíes y palestinos y que “sanen las heridas de Irak”. (Reuters)
MENSAJE DE PAZ. Rogó por negociaciones entre israelíes y palestinos y que “sanen las heridas de Irak”. (Reuters)

CIUDAD DEL VATICANO (AFP).– Unas 70 mil personas, entre ellos numerosos latinoamericanos, recibieron al papa argentino Francisco en la plaza de San Pedro en su primera celebración navideña.

"Buenos días, feliz Navidad", fueron las primeras palabras del Papa, desde el balcón de la basílica. El religioso, vestido con hábito blanco, pidió paz para los hombres en su primer mensaje 'Urbi et Orbi'.

"La verdadera paz no es un equilibrio de fuerzas opuestas", dijo y añadió que "no es pura 'fachada' que esconde luchas y divisiones. La paz es un compromiso cotidiano, que se logra con el don de Dios".

El Papa argentino también rogó que "se ponga fin a la violencia en Siria y se garantice el acceso a la ayuda humanitaria". "Demasiadas (vidas) ha destrozado en los últimos tiempos el conflicto en Siria, generando odios y venganzas", reconoció el pontífice.

Francisco imploró para que reine la paz en varios países de África, entre ellos la República Centroafricana, "a menudo olvidada por los hombres", y Sudán del Sur, donde las tensiones "amenazan la pacífica convivencia".

El Papa pidió por las negociaciones entre israelíes y palestinos y que "sanen las heridas de Irak".

Dirigiéndose a los católicos y a los no creyentes, el religioso demandó pensar "en los niños, que son las víctimas más vulnerables de las guerras, pero también en los ancianos, en las mujeres maltratadas, en los enfermos". "Las guerras destrozan vidas y causan mucho sufrimiento", expresó.

SABÍA QUE

- El Papa dio todo su mensaje en italiano.

- Evitó pronunciar la bendición en 60 idiomas, como fue la tradición iniciada por Juan Pablo II y seguida por Benedicto XVI.