(Rafael Cornejo)
(Rafael Cornejo)

En el segundo día del CADE 2016 se puso en discusión una vez más la calidad y el modelo de la educación en el Perú; dentro de los dos módulos dedicados a esos temas participaron el ministro de Educación, Jaime Saavedra, Salman Khan y el especialista en educación León Trahtemberg. Este último reveló a Perú21 la visión que tiene para la educación del país.

¿Cómo debe ser la participación del profesor en la educación?La pedagogía del siglo XXI es la pedagogía en la que uno empieza investigando qué les interesa a los alumnos, qué quieren aprender, cómo disfrutan su vida escolar, qué estrategias les parecen interesantes para el aprendizaje; y lo que hace el profesor es adecuarse a sus alumnos, a sus motivaciones e intereses.

¿Qué sucede cuando no se hace así?No tomar en cuenta lo que les interesa a los alumnos desconecta al profesor de ellos. Los currículos oficiales se hacen sin tomar en cuenta lo que hacen los alumnos, solo toman en cuenta que hay 8 millones de alumnos en 100 mil colegios, que tienen que aprender todos lo mismo, de la misma manera, con la misma profundidad y con los mismos libros. Esa es la ruptura y es el por qué los alumnos no aprenden.

¿Cree usted que sería mejor tener un sistema educativo que sea solo privado, dado los resultados del público?Yo no lo creo así, porque la educación pública cumple un rol y el Estado también, para dar la oportunidad de educación a todos. Hay una gran cantidad de lugares donde no hay iniciativas privadas o a los privados no les interesa. A través de la educación pública, el Estado garantiza que alguien que no tiene los medios suficientes para pagar, no deje de tener una oportunidad de poder acceder a una educación.

¿De qué manera el Estado puede generar menores costos al privado, para que tengan precios más accesibles para la gente?Lo que cuesta el terreno, la infraestructura, el equipo docente y las innovaciones, eso sí tiene que ir a la espalda de un promotor privado. Eso no va a poder costar menos que una educación en la que los terrenos son gratuitos, la infraestructura se hace a escala y los profesores son mal pagados por el Estado. Entonces, es poco probable que encontremos experiencias educativas privadas más baratas que las del Estado y de mejor calidad.

¿Ni aprovechando el tamaño de escala?Puede ser que a escala se pueda conseguir. Por ejemplo, Jorge Yzusqui mencionaba que a Innova Schools le costaba 1,500 dólares por alumno, porque ellos tienen una escala que con 30 colegios, y van a llegar a 70, les permite reducir los costos individuales por alumno. Pero esa es una posibilidad, no necesariamente tenemos que suponer que cualquier innovación privada va a ser más barata que la pública.

¿A favor o en contra de las pruebas PISA?PISA tiene algunos problemas, el primero es que está concebida para la educación europea, es otro contexto. Además, de todo el currículo, utiliza dos o tres áreas como matemática, ciencias y lectura; y escoge unas cuantas capacidades de las que supuestamente el alumno adquiere, las convierten en preguntas, toman exámenes y los corrigen. A partir de eso se quiere hacer un referente mundial de lo que es la buena educación. Eso a mí me parece un absurdo.

¿Cómo cambiar el chip de los padres para que apoyen la innovación?La única manera es que el Minedu se tome en serio el rol de liderar un cambio de mentalidad en la población respecto a la educación. Eso supone, primero, que ellos deben tener claro cuál es la visión alternativa y, segundo, un ministro que salga a plantear, innovar, alentar, a decirle a los padres las virtudes del replanteamiento en la educación y no limitarse a señalar qué porcentaje de alumnos aprueban o no las pruebas censales.

¿Ve a Saavedra innovador?Yo creo que los méritos de Jaime Saavedra están por el lado de recolocar a la educación en la agenda de preocupaciones nacionales, hacer esfuerzos por mejorar la gestión y aumentar el presupuesto; entonces, hay una serie de méritos que no se le pueden quitar. Pero en los asuntos específicamente vinculados a la innovación pedagógica y al alentar la innovación en los colegios públicos y privados, eso es una tarea pendiente.

¿Las propuestas de Salman Khan ayudarían a promover las ideas disruptivas en los estudiantes?Lo que hace Salman Khan es crear un conjunto de videos que acompaña el currículo oficial norteamericano, sabiendo cuál es el sílabo y los temas que los chicos van a aprender en el colegio. De manera que si los chicos no aprenden en la clase, pueden ver el video en su casa. Pero si partimos del principio que yo dije, para ese tipo de experiencias pedagógicas el video no es relevante, porque no va a poder predecir qué cosa va a preguntar el alumno.

¿Seguiremos hablando de lo mismo en CADE 2021?Yo fui a mi primer CADE en el año 1991, hice una ponencia que se llamó "Un drama en ocho actos"; yo podría haber hecho la misma ponencia hoy, y mira que ya pasaron 25 años. Mi respuesta tendría que darla el próximo año, después de que vea si se han generado o no las normas que incentivan la innovación.

Autoficha

  • "Estudié Ingeniería Mecánica y tengo maestrías en Educación y Administración de Empresas. Lidero el proyecto del Colegio Áleph por ya casi tres años. Espero que el ministerio nos dé las alas para volar a los que planteamos cosas innovadoras para la educación".
  • "El error del Ministerio de Educación es no presentar un proyecto de ley que corrija lo que el mismo Ejecutivo cree que hay que corregir. Entonces los opositores tienen la cancha libre, obviamente van a tratar de tirarse abajo la ley (universitaria)".
  • "Mientras más recursos haya para mejorar equipamiento, replantear dinámicas internas de la vida escolar y generar opciones de acompañamiento a los docentes que necesitan la presencia de expertos para que les ayuden a mejorar sus clases, mejor educación tendremos".