FATAL DESENLACE. El cuerpo del joven estuvo en cuarto de servicio. (Allen Quintana/USI)
FATAL DESENLACE. El cuerpo del joven estuvo en cuarto de servicio. (Allen Quintana/USI)

Las esperanzas de hallar con vida a su hijo Emilio Egocheaga D'Angelo (22), estudiante de la Universidad de Lima, se acabaron ayer para María D'Angelo. Luego de 72 horas de desesperada búsqueda, la tarde de ayer el joven fue encontrado ahorcado en su propia vivienda.

Esta dramática historia comenzó con las súplicas de la madre a través de los medios televisivos pidiéndole a su hijo que regresara a su lado. "Emilio, si me escuchas, por favor te queremos. Te estamos esperando, ya no aguanto más", repetía la mujer.

El universitario supuestamente había salido el martes de la casa de su padre, Emilio Egocheaga, situada en la calle Tintoretto 143, en San Borja. Lo que llamó la atencion es que en su habitación se halló su celular.

La tarde de ayer se estableció que el estudiante nunca salió de la vivienda, pues fue encontrado colgado de una viga en el cuarto de servicio del primer piso del inmueble.

La Policía informó que el joven atravesaba por una grave depresión luego de la separación de sus padres.

DATOS

- Emilio Egocheaga dejó a sus familiares una carta de despedida, se informó a Perú21.

- Fue la empleada doméstica Cleotilde Reynaga, a quienle tocaba ir a trabajar ayer a casa de su padre, quien halló el cadáver del muchacho.