PELIGRO INMINENTE. Las viviendas de Caylloma han quedado debilitadas por el fuerte remezón. (Heiner Aparicio)
PELIGRO INMINENTE. Las viviendas de Caylloma han quedado debilitadas por el fuerte remezón. (Heiner Aparicio)

Graves daños causó en la provincia de Caylloma el fuerte sismo de 5.7 grados en la escala de Richter que se produjo la noche del martes. El presidente regional Juan Manuel Guillén informó que el violento movimiento de la tierra dejó tres personas heridas, así como 111 viviendas colapsadas y 530 dañadas.

El Comité Regional de Defensa Civil detalló que en el distrito de Huambo colapsaron 33 viviendas; en Cabanaconde, 22; en Tapay, 40; en Maca, 10, y en Lari, 6. El temblor también destruyó tres colegios y un templo, y ocasionó derrumbes en diversos sectores que afectaron canales de regadío, áreas de cultivo y carreteras.

Los alcaldes de los distritos afectados se reunieron ayer con el presidente regional para solicitarle la declaratoria de emergencia por 60 días a fin de auxiliar a los damnificados. En la reunión, Guillén señaló que la región no cuenta con presupuesto para atender la desgracia, por lo cual se tendrán que dejar de ejecutar algunas obras para destinar esos recursos a la rehabilitación.

En tanto, los pobladores de Maca, una de las zonas más perjudicadas por el temblor, se quejaron por la demora de las autoridades en reubicarlos pese a la promesa hecha varios meses atrás. Los vecinos pernoctaron en la plaza de armas ante el temor de que sus viviendas se derrumbaran.

Para hacer escuchar su protesta, tomaron por una hora la vía que une Chivay con Cabanaconde y afectaron el desplazamiento de los turistas que regresaban del Colca.

Por su parte, el Instituto Geofísico del Perú (IGP) refirió que tras el fuerte sismo se produjeron hasta 17 réplicas que fueron percibidas por la población. Al respecto, el jefe regional de la mencionada entidad, Orlando Macedo, reiteró que los temblores sí tienen relación con la actividad del volcán Sabancaya pues "el magma del cráter está buscando por dónde salir a la superficie". Aun así, Defensa Civil, manifestó que los sismos son de origen tectónico y no volcánico. Ante la duda, Macedo solicitó un helicóptero para observar el comportamiento del Sabancaya.

TENGA EN CUENTA

- Defensa Civil instaló carpas en los distritos de Maca y Cabanaconde, y movilizó maquinaria pesada para realizar trabajos de limpieza en las carreteras que fueron afectadas por los deslizamientos.

- Los alcaldes solicitaron motobombas, frazadas, colchones, maquinaria pesada y herramientas para la rehabilitación.