BENEFICIADO. Argumentos de Freitas lo favorecieron. (Difusión)
BENEFICIADO. Argumentos de Freitas lo favorecieron. (Difusión)

Otro antecedente en la carrera de la postulante a la Defensoría del Pueblo Pilar Freitas está vinculado a su paso por el fujimorismo.

En 1999, cuando ejercía el cargo de procuradora del Poder Judicial (PJ), le tocó defender con vehemencia a los jueces que Susana Higuchi había denunciado porque rechazaron su pedido para que su exposo, Alberto Fujimori, le devolviera el dinero que le había prestado para la campaña electoral. El monto de la deuda era de un millón doscientos mil dólares, que Fujimori gastó en las elecciones de 1990.

Al despacho de Freitas llegó entonces la demanda contra los vocales de Sala Corporativa para Procesos Abreviados y de Conocimiento, quienes habían resuelto en contra del pedido de Higuchi.

Para respaldar la resolución de los magistrados, Freitas sostuvo que los reclamos de Higuchi "carecen de verosimilitud y fundamentos de hecho y de derecho". Señaló que ella estaba en la obligación de aportar económicamente a la campaña presidencial de Fujimori.

Sobre la base de estos argumento, el juez Víctor Martínez desestimó la nueva demanda. Pero, eso no es todo. El exasesor presidencial Vladimiro Montesinos, en declaraciones a la Comisión Investigadora que presidía el congresista Fausto Alvarado, admitió que dicha caso fue arreglado para que no prosperará en el PJ.