Eva y Liliana deberán pagar también una reparación civil solidaria. (USI)
Eva y Liliana deberán pagar también una reparación civil solidaria. (USI)

A pocos días del por el asesinato de la empresaria , el Ministerio Público ratificó su acusación contra Eva Bracamonte y pidió que sea condenada a 35 años de cárcel por el supuesto delito de parricidio.

Para Liliana Castro Mannarelli y el colombiano Alejandro Trujillo Ospina, los otros implicados en el caso, se pidió igual pena por el delito de homicidio calificado por lucro. A todos, además, se les exige el pago de una reparación civil solidaria de S/.900 mil.

Durante la audiencia de hoy realizada en el penal de Lurigancho, la fiscal Verónica Rojas hizó hincapié, dentro de sus alegatos, que la empresa Telefónica acreditó que el celular de Fefer Salleres fue utilizado para llamar a Eva, quien no informó de ello en su momento, y que las llamadas habrían sido efectuadas por el sicario colombiano.

Asimismo, según la acusación, Bracamonte Fefer habría facilitado a Trujillo Ospina su ingreso por la puerta principal de la residencia de la empresaria la noche del crimen. La fiscal recordó que la procesada dijo que bajó a recoger unas revistas de la cochera para terminar una tarea, hecho que al final no pudo comprobarse.

Con este argumento, se descartaría la versión de Trujillo Ospina, quien afirma que trepó una reja para ingresar al inmueble. En la diligencia judicial, se señaló también que el colombiano cobró la suma de US$7 mil por asesinar a la empresaria.

En tanto, el Ministerio Público insistió en que el móvil del asesinato de Myriam Fefer respondería al interés por quedarse con sus bienes, tras mencionar las contradicciones entre los hermanos Bracamonte Fefer sobre las acciones de la empresa Sideral S.A.C, administrada por la madre de ambos.