NOTABLE. Gómez, el futuro compañero de Pizarro, la rompió. (Reuters)
NOTABLE. Gómez, el futuro compañero de Pizarro, la rompió. (Reuters)

JARKOV.– Mario Gómez dejó su marca con dos goles que le dieron a Alemania (1° con 6) la victoria por 2-1 sobre Holanda (4° con 0), que está a borde del abismo en el grupo B de la Eurocopa.

Un empate con Dinamarca clasificará al equipo de Joachim Löw a los cuartos de final, mientras que los holandeses deben golear a Portugal y esperar a que Alemania derrote a Dinamarca para lograr una triple igualdad entre lusos, escandinavos y holandeses, que se decidiría por 'goal-average'.

Holanda, que había perdido con Dinamarca en el debut, tuvo más el balón al inicio, pero Alemania le dio mejor uso de la mano de Mesut Ozil. A los 24', Gómez dijo presente con un auténtico golazo: recibió de Schweinsteiger, engañó a un rival dando una media vuelta sobre sí mismo y definió con clase frente a Stekelenburg.

El mismo Gómez apareció a los 38' para definir una gran jugada colectiva por derecha.

Intrascendentes Robben y Sneijder, la 'Naranja' mejoró con los ingresos de Huntelaar y Van der Vaart, aunque solo alcanzó para el descuento de Robin van Persie (72'), uno de los pocos cracks holandeses que ayer no desentonó.

LA CLAVE"Ganamos seis puntos contra dos grandes equipos, qué más podemos pedir", dijo Mario Gómez, uno de los artilleros del torneo con tres goles. A su turno, Bert van Marwijk, DT de Holanda, lamentó la derrota. "Defendimos mal. Nuestro ataque y nuestra defensa no cuajaron".