Tener un plan de comidas y snacks puede ayudar a no tomar decisiones rápidas que nos perjudican. (Foto: Pixabay)
Tener un plan de comidas y snacks puede ayudar a no tomar decisiones rápidas que nos perjudican. (Foto: Pixabay)

Los hábitos que desarrollamos son la clave para mantener un peso adecuado y ser más saludables. En cambio, la repetición constante de malos hábitos de nutrición se convierten también en parte de nuestras vidas, perjudicándonos. 

Esto puede ser aún más peligroso cuando se le agrega placer a esos hábitos poco saludables, pues los centros de placer del cerebro crearán el deseo de repetir ese estímulo. 

Según David Heber, presidente del Instituto de Nutrición de Herbalife Nutrition, los hábitos son patrones de comportamiento, y es muy importante trabajar y esforzarse por mantener las costumbres correctas. 

Existen tres técnicas específicas para modificar las conductas y tratar de controlar el peso:

1. Autocontrol. Cada persona debe ser consciente de lo que come y de cuánto ejercicio hace. El autocontrol está asociado con mejores resultados. Los pacientes coinciden en que es una de las herramientas más útiles para controlar el peso.

2. Control de estímulos. Existen estímulos, como el estrés, el aburrimiento o la ansiedad, que nos llevan a decidir comer más o a evitar la actividad física que necesitamos. 

Resulta más fácil mantener hábitos saludables si se identifica y se controla la respuesta a estos estímulos. Tener un plan de comidas y snacks puede ayudar a no tomar decisiones rápidas que nos perjudican.

3. Administración del estrés. El estrés es uno de los principales desencadenantes para comer en exceso. La respiración profunda, la relajación muscular y la meditación son técnicas comprobadas para reducir el estrés. 

El apoyo social ayuda a llevar una vida más saludable y feliz. Tener una comunidad alrededor que brinde apoyo, orientación y ánimo es fundamental para establecer buenos hábitos de alimentación y actividad física.

TAGS RELACIONADOS