'Capitán Carlos', a quien identifican como Ollanta Humala, en la zona de Madre Mía.
'Capitán Carlos', a quien identifican como Ollanta Humala, en la zona de Madre Mía.

Después de ocho años de que fuera archivado el caso Madre Mía, la Cuarta Fiscalía Penal Supranacional de Terrorismo y Derechos Humanos decidió reabrir el caso de las desapariciones forzadas y asesinatos que se produjeron en 1992 en la Base Antisubversiva Madre Mía por la desaparición de los esposos Natividad Ávila y Benigno Sullca.

En esa época, estaba al mando de esa unidad el capitán 'Carlos', a quien hoy ex soldados y familiares de las víctimas sindican como el ex presidente Ollanta Humala.

Según la Fiscalía, la investigación será por los presuntos delitos contra la vida, lesiones graves y asesinatos contra quienes resulten responsables.

La investigación incluye como agraviado a Jorge Ávila Rivera y señala una serie de diligencias a realizarse en esta etapa procesal, la mayoría de ellas referidas a la solicitud de documentos ante diversas instituciones, así como la toma de declaraciones testimoniales. La investigación estará a cargo del fiscal Luis Valdivia.

Carlos Rivera, director del Instituto de Defensa Legal (IDL) y abogado de la familia Ávila, explicó que el pasado 24 de mayo solicitó al Ministerio Público, a pedido de sus patrocinados, que se "reabra" el caso y que se incluya al ex presidente Humala en calidad de investigado porque considera que fue archivado de manera irregular. Agregó que ahora hay nuevos testimonios que lo acusan directamente.

"Los nuevos testimonios sindican a Humala directamente y pronto podría ser incluido en la pesquisa. En la anterior investigación, hubo compra de testigos", sostuvo.

En el documento fiscal al que Perú21 tuvo acceso, la Fiscalía solicita tomar la declaración de Jorge Ávila, Teresa y Carmen Ávila, así como de María Sullca. La Fiscalía inició esta nueva investigación debido a las transcripciones de un conjunto de audios interceptados al ex presidente en 2011 en el marco de una operación contra el narcoterrorismo.

"SE HACE JUSTICIA"

"Parecería que en el Perú, después de muchos años, se va a hacer justicia con estas personas", señaló el legislador de Fuerza Popular Héctor Becerril.Recordó que, a pesar de todos los indicios en este caso, con la compra de testigos, con la rectificación de los testimonios, entre otras circunstancias, "parecía que no había el ánimo de investigar estos hechos".

"Al conocerse estas nuevas evidencias de los presuntos asesinatos que habría cometido el denominado capitán 'Carlos', por la fuerza de los hechos es que se han visto obligados a reabrir este caso", señaló.

Sostuvo que esta nueva línea de investigación permitirá evaluar la actuación del ex presidente Humala cuando ejerció funciones en la base Madre Mía en 1992.

"No tengo ninguna duda de que Humala será comprendido en este caso en los próximos días. Los testigos sindican que era él el que ordenaba las ejecuciones. La justicia tarda pero llega, y este caso ya está encaminándose", indicó.

En tanto, el legislador Javier Velásquez Quesquén (Partido Aprista) destacó la decisión del Ministerio Público de continuar con una investigación que, según anotó, quedó "truncada y anómala".

"Esto va a permitir desarrollar una investigación que pueda terminar en la ubicación de los responsables de estos crímenes execrables que nunca más pueden pasar en el país", dijo. En esa línea, sostuvo que los políticos no les deben señalar el camino de la investigación a los fiscales. "Lo importante es que el caso se reabra. Si se incorpora o no al señor Humala, eso lo dirán los testigos y la investigación", dijo.

Finalmente, Jorge Castro (Frente Amplio) indicó que todo esta acción obedece al trabajo del Ministerio Público. "Si se ha reabierto, es porque han encontrado indicios razonables", manifestó a Perú21.

"Nosotros estamos en contra de todas las formas que impliquen la violación de derechos humanos, y si ha habido actores políticos y presencia de fuerzas militares, esa investigación se la dejamos en manos de la Fiscalía. Queremos saber la verdad", remarcó.

Castro demandó que, durante el proceso, se dejen de lado sentimientos de venganza o revanchismos políticos "y si la investigación implica más adelante al ex presidente Humala, ello será por el trabajo y la responsabilidad que determine el Ministerio Público. Los actores políticos no podemos trabajar en función de revanchas, egoísmos ni odios", sentenció.

Más información

Conoce en qué casos de urgencia puedes obtener el pasaporte biométrico con rapidez — Diario Perú21 (@peru21noticias)