ROUSSEFF. Dice que lucha contra terrorismo no justifica espionaje. (EFE)
ROUSSEFF. Dice que lucha contra terrorismo no justifica espionaje. (EFE)

NUEVA YORK (Agencias).– La jornada inaugural de la 68ª Asamblea General de la ONU estuvo marcada por la dura crítica de la presidenta brasileña Dilma Rousseff contra Estados Unidos por el caso de espionaje y por el acercamiento entre Washington e Irán para tratar el programa nuclear de la república islámica.

Rousseff pronunció un implacable discurso contra el reciente caso de espionaje de Estados Unidos a países de la región, calificándolo de "quiebre del derecho internacional, violación de la soberanía, de los derechos humanos y las libertades civiles", y exigió un control multilateral del uso de Internet.

Por su parte, el presidente de EE.UU., Barack Obama, obvió el tema del espionaje y se mostró dispuesto a apelar a la vía diplomática con Irán sobre su programa mundial.

Su homólogo iraní, Hasan Rohani, dijo que su país no quiere un arma nuclear, y el ministro de RR.EE., Mohamad Javad Zarif, admitió que existe "una ocasión histórica" para resolver el tema y que tendrá una reunión con el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry.

TENGA EN CUENTA

- Barack Obama admitió que una acción militar en Siria no solucionará el conflicto interno de ese país.

- El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, instó a las FARC a que apuren los acuerdos de paz y la invitó como aliada a combatir el narcotráfico.