Sin convicción. El Pleno anuló la elección orillado por los reclamos y la indignación popular. (Mario Zapata)
Sin convicción. El Pleno anuló la elección orillado por los reclamos y la indignación popular. (Mario Zapata)

Arrinconado por la presión mediática y el clamor popular, el Parlamento dejó ayer sin efecto las tres resoluciones que oficializaron la elección de los miembros del Banco Central de Reserva (BCR) y de cuestionados personajes en la Defensoría del Pueblo y en el Tribunal Constitucional (TC).

No hubo intervenciones, tampoco debate, pero sí caras largas de algunos congresistas que, hasta el último momento, defendieron la vergonzosa repartija de puestos públicos. Uno de ellos fue el fujimorista Rolando Reátegui, quien reiteró su aval a este "pacto político" y calificó la contramarcha electoral como "una cobardía".

En la misma línea se pronunció el aún titular del Legislativo, Víctor Isla, quien criticó el "boicot" a una elección que –según él– fue producto del consenso entre las bancadas. "Los apristas ahora se están frotando las manos", afirmó.

POR PRESIÓNAl final, más por presión que por convicción, 107 congresistas anularon la resolución de nombramiento de los controvertidos miembros del TC: Cayo Galindo, Víctor Mayorga, Francisco Eguiguren y Rolando Sousa. Asimismo, de Ernesto Blume y José Sardón.

En el caso de la polémica Pilar Freitas para el cargo de defensora del Pueblo, fueron 108 los votos que dejaron sin efecto su elección. El oficialista Manuel Zerillo votó en contra en ambos casos.

Pese a que algunos parlamentarios deslizaron la posibilidad de mantener la designación de los tres directores del BCR: Drago Kisic, Gustavo Yamada y Francisco González, esta postura no prosperó. Sometido el tema a consideración del Pleno, 99 legisladores votaron a favor de la anulación, cinco se abstuvieron y uno votó en contra.

El analista Carlos Basombrío comentó que el Pleno no tenía otra salida. "Ha sido tal la reacción ciudadana que ahora es más fácil que no pongan a nadie a que pongan a alguien impresentable", sostuvo en Canal N. Agregó que, en este caso, la opinión pública, reflejada en todos los medios de comunicación, se hizo sentir.