Prioridades, señores

“Constatamos a un Legislativo que actúa de espaldas a la población, que se expresó en las urnas para que se hagan cambios en el sistema de justicia”.

Consejo Nacional de la Magistratura

Junta Nacional de Justicia adquirirá las funciones del desactivado Consejo Nacional de la Magistratura. (FOTO: USI)

Junta Nacional de Justicia adquirirá las funciones del desactivado Consejo Nacional de la Magistratura. (FOTO: USI)

Editorial Perú21
Editorial Perú21

En el referéndum de diciembre pasado, un 86.56% votó a favor de la reforma constitucional que crea la Junta Nacional de Justicia (JNJ) en reemplazo del corrompido Consejo Nacional de la Magistratura (CNM). La propuesta tuvo un gran respaldo ciudadano por el hartazgo generado y acumulado ante los audios de la vergüenza, protagonizados por miembros del ex CNM, jueces y fiscales.

Como si la voz de los más de 13 millones de peruanos que votaron por esta reforma no importara, la Comisión de Constitución del Congreso, presidida por Rosa Bartra (Fuerza Popular), suspendió hasta el próximo 28 de enero el debate para evaluar el proyecto de ley orgánica de la JNJ, necesaria para que esta instancia entre en funcionamiento.

La paralización de las labores de la Comisión de Constitución se debe al viaje de sus integrantes por semana de representación, que va desde hoy hasta el viernes. A Bartra no le importó que el 30 se acaba la actual legislatura, que ya había sido ampliada justamente para atender esta urgencia, ni la opinión de la Oficialía Mayor y del presidente del Congreso, que precisaron que no era obligatorio ir a representación y que podrían quedarse a sesionar en Lima.

Pero Constitución no es la única comisión que dilata la norma. Justicia aprobó un dictamen de la ley orgánica el viernes, pero luego de que se suspendieran consecutivamente sus sesiones en dos ocasiones por la falta de quórum y desinterés de sus integrantes. Con ambos casos, nuevamente constatamos a un Legislativo que actúa de espaldas a la población, que se expresó en las urnas para que se hagan cambios inmediatos en el sistema de justicia.

La trascendencia de la JNJ, aun con las deficiencias que pudiera tener, radica en las funciones que tendrá. El ministro de Justicia, Vicente Zeballos, informó, hace unos días, que la Junta Nacional de Justicia deberá revisar 1,453 nombramientos y 756 ratificaciones de jueces y fiscales de todo el país que fueron efectuados por el ex CNM. Y ya sabemos, ahora, cómo se hicieron.

Mientras Justicia y Constitución no eleven sus dictámenes al Pleno, se seguirá dilatando la creación de este órgano y, lamentablemente, los magistrados corruptos seguirán festejando por varios meses más.

Tags Relacionados:

Editorial 21

Ir a portada