Busca respaldo. Pese a no necesitarlo, Obama quiere la aprobación del Congreso para atacar a Siria. (AP)
Busca respaldo. Pese a no necesitarlo, Obama quiere la aprobación del Congreso para atacar a Siria. (AP)

WASHINGTON/DAMASCO (Agencias).– El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció que ya tomó la decisión de realizar ataques contra Siria en respuesta al uso de armas químicas, pero que buscará la autorización del Congreso para dar la orden.

"He decidido que Estados Unidos debería actuar militarmente sobre blancos del régimen sirio, y estamos listos para atacar cuando lo decidamos", dijo Obama.

No obstante, añadió que también tomó la decisión de "pedir la autorización de los representantes de los estadounidenses en el Congreso para el uso de la fuerza", y por ello pidió a los legisladores que apoyen la iniciativa en nombre de la "seguridad nacional" de Estados Unidos.

La acción militar sería en respuesta a un ataque con gas neurotóxico ocurrido el 21 de agosto cerca de Damasco, que Estados Unidos atribuye al régimen de Bashar al Assad, y que, según cálculos estadounidenses, dejó al menos 1,429 muertos, entre ellos 426 niños.

Barack Obama recordó que Estados Unidos tiene "fuertes" pruebas de que el Gobierno sirio estuvo detrás de los mencionados ataques.

Como el Congreso estadounidense se encuentra en receso hasta el 9 de setiembre, el anuncio de Obama aleja la perspectiva de una acción militar inminente contra el régimen de Bashar al Assad.

En su declaración, en un jardín de la Casa Blanca, Obama señaló que se había reunido con los jefes de las bancadas partidarias en el Poder Legislativo, quienes estuvieron de acuerdo en "incluir un debate y un voto en la agenda para cuando el Congreso retome las sesiones".

"Estamos satisfechos de que el presidente pida la autorización para una intervención militar en Siria. En consultas con el presidente, esperamos que la Cámara examine esta medida la semana del 9 de setiembre", dijo John Bohener, titular de la Cámara baja, junto con otros dirigentes republicanos, en un comunicado.

SIRIA NO SE INTIMIDAPor su parte, el primer ministro sirio, Wael al Halqi, aseguró que los sirios no se acobardarán ante las fuerzas de combate de EE.UU. y que derrotarán a ese país y sus aliados si lanzan una guerra contra Siria.

"El pueblo sirio no se intimidará con los cazabombarderos de Estados Unidos ni con sus buques de guerra", dijo Al Halqi, según las declaraciones difundidas en extractos por la televisión siria Al Ijbariya.

El jefe de Gobierno también reiteró que su país combate un "terrorismo global en nombre de todos".

Ayer, los expertos en armas químicas de Naciones Unidas abandonaron Siria después de concluir sus investigaciones sobre el supuesto uso de gas venenoso en el conflicto armado interno en el país árabe.

El equipo –de 12 inspectores– llegó a Holanda y las pruebas recogidas en Siria deben ser enviadas a varios laboratorios en Europa.

Según la ONU, no hay fecha clara de cuándo se publicará el informe. Fuentes diplomáticas estiman que los resultados estarán disponibles en un plazo de entre 10 y 14 días.

De otro lado, miles de personas protestaron en Estados Unidos y en el Reino Unido en contra de una intervención militar en Siria.

TENGA EN CUENTA

- Pocos presidentes de EE.UU. se han sometido a la decisión del Congreso para lanzar operaciones militares, y menos para ataques como el que considera Obama en Siria.

- Históricamente, la Constitución le da al Congreso el poder de "declarar la guerra", pero la última vez que fue votada data de la Segunda Guerra Mundial.

- Obama sería el primer Premio Nobel de la Paz en ordenar un ataque militar.