CUMBRE. Los cardenales durante la primera reunión preparatoria que continuará hoy y mañana. (Reuters)
CUMBRE. Los cardenales durante la primera reunión preparatoria que continuará hoy y mañana. (Reuters)

ROMA (Agencias).– Con una invocación al Espíritu Santo, los cardenales se reunieron por primera vez en este tiempo de Sede Vacante para preparar el cónclave que elegirá al sucesor de Benedicto XVI, cuya fecha fijarán cuando estén todos los purpurados electores.

Cuatro días después del comienzo de la Sede Vacante, 142 cardenales, de los 207 que forman el Colegio Cardenalicio, asistieron en el Vaticano a la primera congregación preparatoria del cónclave, que se desarrolló en un ambiente "cordial, sereno y constructivo", según precisó el portavoz, Federico Lombardi.

Por la tarde se celebró una segunda congregación, mientras que la tercera tendrá lugar hoy ,y mañana se realizará la cuarta sesión.

De los 142 cardenales presentes, 103 son electores, es decir menores de 80 años y que podrán–como establece la normativa de la Iglesia– entrar en la Capilla Sixtina para elegir al nuevo pontífice.

Los electores son en total 117, de los que dos ya han anunciado que no participarán en el cónclave, por lo que faltan por llegar 12, entre ellos el arzobispo de Madrid, Antonio María Rouco Varela, varios alemanes y varios asiáticos, señaló Lombardi, que precisó que estarán presentes en las próximas reuniones.

EL INFILTRADOEl hecho anecdótico de la jornada se produjo cuando un australiano disfrazado de obispo intentó colarse en la reunión de los cardenales.

El falso religioso, con sotana negra de uso diario y faja de seda gruesa color morado, fue identificado como Ralph Napierski y aunque dijo pertenecer a la Iglesia ortodoxa italiana, se trataría de un hacker.

El hombre logró burlar un primer control de seguridad, pero al ser descubierto fue echado de inmediato por la seguridad del Vaticano.

TENGA EN CUENTA

- Los cardenales deberán fijar la fecha del cónclave para la elección del nuevo Papa, pero para ello es necesario que todos estén presentes.

- Por casi una semana, los cardenales, entre electores y mayores de 80 años, debatirán sobre el futuro de la Iglesia y el perfil del sucesor de Benedicto XVI.

- El Vaticano confirmó que para la cobertura del cónclave se han acreditado 4,300 periodistas.