Ahuyentando al oso

“No deberíamos permitir intromisiones ajenas a nuestro hemisferio... El importante Brasil, el Grupo de Lima y alguna nación más (¿Canadá?) podrían coordinar para atajar la militarización rusa de Venezuela”.

Erdogan aborda hoy con Putin la situación de Siria tras la retirada de EE.UU.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, y su homólogo de Turquía, Recep Tayyip Erdogan. (Foto: EFE)

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, y su homólogo de Turquía, Recep Tayyip Erdogan. (Foto: EFE)

Aldo Mariátegui
Aldo Mariátegui

-Rusia ha sido probablemente el país europeo que más se ha entrometido en la política latinoamericana de la segunda mitad del siglo pasado y del presente. Vía la Cuba castrista, la otrora URSS casi provoca un conflicto nuclear en 1962, sembró de guerrillas la zona por décadas y financió generosamente a los partidos comunistas, diarios y sindicatos moscovitas, legales e ilegales. En esta centuria ha apostado fuerte por la dictatorial Venezuela chavista, incluso con amagues belicistas.

Por eso, Latinoamérica debería hacerle frente unida y mostrarle su malestar, con medidas diplomáticas y comerciales, efectivas y en bloque. Si bien Monroe acuñó su “América para los americanos” más en una clave de “América para los estadounidenses”, no deberíamos permitir intromisiones ajenas a nuestro hemisferio. Si bien no se puede contar con el México izquierdista de López Obrador y algún país más, el importante Brasil, el Grupo de Lima y alguna nación más (¿Canadá) podrían coordinar para atajar la militarización rusa de Venezuela.

-Condeno y lamento el absurdo cargamontón que se ha dado contra mis ex compañeros matutinos de RPP y esa casa radial. Es increíble cómo los caviares y rojimios pueden inventar leyendas urbanas políticas con tanta ligereza, creando heroínas y villanos sin base real alguna. ¡Un tema de químicas laborales se transformó en una épica política! Un abrazo fraternal a los afectados y que el incidente les sirva de lección sobre cómo son de verdad de malvados y calumniadores estos caviares, que tantas veces ellos han defendido de mis críticas (Alditus was right again!).

No creo que ninguno de esos columnistas y tuiteritos tengan la hidalguía de disculparse. Y muy mal por parte de quienes dejaron crear esta leyenda negra, sabiendo perfectamente que no era verdad.

Tags Relacionados:

Rusia

Opina.21

Ir a portada