Tenía un peinado peculiar y no precisamente para verse mejor. El look era para ocultar un negocio ilegal.

Un joven de 25 años fue capturado este viernes por la del condado de Broward () mientras realizaba un intercambio de droga. La mercadería la guardaba en un lugar inusual, según el diario 'El Nuevo Herald'.

Chrismanuel Theophile se había arreglado el cabello con 'dreads' bastante grandes con el fin de ocultar bolsas con cocaína y así pasar desapercibido por las autoridades. 

"Creó una suerte de antenas de cabello que se proyectaban en todas las direcciones, un recurso totalmente diferente y creativo para camuflar droga", comentó un agente del orden al medio de comunicación. 

El joven, quien es proveniente de , podría enfrentar graves problemas con su estabilidad en el país norteamericano. Pues el haber sido capturado con sustancias ilícitas es argumento viable para declarar su deportación.

Según los primeros informes de investigación, Theophile tiene un abultado expediente criminal y vive en ese país sin papeles. "Se conoció que el sujeto vendió heroína a un informante policial. Y ahora le encontramos cocaína", añadió un testigo.

Hasta el momento, el Tribunal de Broward no se ha pronunciado y todavía no existe una audiencia contra el acusado. Lo más grave que le podría ocurrir al joven, según las leyes de ese país, sería la expulsión inmediata.