Kenneth Bae en una imagen del 2006. (AP)
Kenneth Bae en una imagen del 2006. (AP)

orea del Norte canceló su invitación para que el Gobierno de Estados Unidos enviara a un representante para negociar la liberación de un ciudadano norteamericano detenido en ese país desde noviembre, informó hoy el Departamento de Estado.

"Estamos sorprendidos y decepcionados por la decisión de Corea del Norte", señaló en un comunicado el Departamento de Estado, que había anunciado esta semana el viaje de un representante para intentar liberar a Kenneth Bae, sentenciado a 15 años de trabajos forzados por conspiración contra el régimen de Kim Jong-un.

El Departamento de Estado precisó que Corea del Norte había "informado a Estados Unidos" (sobre esta cancelación) y que Washington está "buscando una explicación".

"Hemos hecho todos los esfuerzos para que el viaje del embajador (Robert) King pudiera realizarse como estaba previsto o llevarse a cabo en una fecha posterior", precisó la portavoz adjunta del Departamento de Estado Marie Harf.

King es esperado en Washington este sábado.

El representante, que tiene el rango de embajador, estaba en el noreste asiático (China, Corea del Sur y Japón) desde el 19 de agosto y debía viajar a Corea del Norte el viernes y sábado "en una misión humanitaria para intentar la liberación del ciudadano estadounidense Kenneth Bae".

Bae, un operador turístico coreano-estadounidense cuyo nombre coreano es Pae Jun-Ho, fue detenido en noviembre cuando ingresaba al país por el puerto nororiental de Rason y fue sentenciado a 15 años de trabajos forzados por intentar conspirar contra el régimen.

Pyongyang, que prohíbe cualquier manifestación religiosa, dijo que Bae era un evangelista cristiano que introdujo material subversivo.

"Seguimos muy preocupados por el estado de salud de Bae y exhortamos una vez más a las autoridades norcoreanas a conceder a Bae una amnistía especial y su liberación inmediata por razones humanitarias", reiteró Harf.

Estados Unidos ya envió representantes a Corea del Norte, entre los cuales el expresidente Jimmy Carter, para obtener la liberación de estadounidenses detenidos.