(USI)
(USI)

Lamentablemente, el trabajo poco a poco se convierte en una rutina. Esto puede generar varias emociones negativas como aburrimiento, desmotivación, sentimiento de estancamiento, entre otras. Además suele originar que disminuya la productividad y que su personal (con todo lo aprendido) se vaya.

¿Qué medidas debería tomar usted como empresario para aminorar la rutina? Pues necesita un modelo de trabajo que pueda orientarse a la diversificación. Para hacerlo, considere estos puntos:

1. Facilite la comunicación: La comunicación en la empresa es vital para generar unión y confianza durante el trabajo. Programe reuniones con sus colaboradores, dialogue con ellos preguntando las inquietudes sitio por sitio, organice eventos durante y después del trabajo o use tablones de anuncios donde todos puedan pegar lo que quieran compartir.

2.Circule a su personal: Aprender diferentes funciones, endulza el puesto de trabajo. Por el contrario, tener a un trabajador en un puesto rígido obstruye su visión de lo que pasa fuera de este. Debe fomentar que los trabajadores conozcan funciones de otros puestos, pues puede ayudarle a ganar eficiencia.

Por supuesto, estas actividades son complementarias, pero importantes. Véalo así: por más que a usted le guste el arroz solo, si lo comiese todos los días, se hartaría. Pero si le pusiera distintos guisos o salsas cada vez, no le perderá el gusto.

Por Arellano Marketing (progresar@arellanomarketing.com)