Las obras que realizaba la inmobiliaria Octavio Pedraza e Hijos en Magdalena perjudicaron la vivienda de Edgardo Olórtegui, ya que una de sus paredes se vino abajo por los constantes movimientos que ocasiona la maquinaria pesada que se emplea en dicha construcción.

En diálogo con RPP TV, el vecino mostró cómo la caída de la pared destruyó el patio principal de su inmueble. Asimismo, denunció que las vigas y techos del segundo y tercer piso de su casa presentan grietas, fisuras, rajaduras y filtraciones de agua, todo a consecuencia de los trabajos.

Según el propietario, informó mediante un documento al alcalde de Magdalena, , el pasado 12 de julio, sobre los daños que estaba generando la construcción. Sin embargo, dijo que solo vino un inspector y no hizo nada.

También refirió que cuando tuvo oportunidad de contar el problema a los técnicos de la inmobiliaria, estos le dijeron que la pared solo necesitaba un "tarrajeo y punto". "Ni más se han acercado (a conversar)", puntualizó.

Luego de casi 2 meses de presentar su queja, recién la Municipalidad de Magdalena paralizó hoy las obras. Sin embargo, Olórtegui señaló que iniciará las acciones legales para que la empresa asuma su responsabilidad.