Las atenciones están a cargo de una especialista. (Difusión)
Las atenciones están a cargo de una especialista. (Difusión)

La (Devida) y la instalaron dos módulos de consejería en los distritos de y para prevenir el consumo de alcohol y drogas, así como para atender posibles adicciones.

El módulo en San Juan de Lurigancho está instalado en la casa comunal del asentamiento humano Víctor Andrés Belaunde. La atención se realiza los lunes y miércoles de 8:30 a.m. a 4 p.m.

En Ate, la consejería se efectúa en un inmueble de la zona F de Huaycán. La atención son los martes y jueves de 8:30 a.m. a 4 p.m.

Con la inauguración de estos dos módulos, ya son cinco los instalados como parte del programa Escuelas Protegidas que promueve Devida. Dos locales están ubicados en el Cercado de Lima y en La Victoria.

Raúl Márquez Albújar, coordinador del servicio Habla Franco, informó que la atención estará a cargo de una psicóloga especializada en prevención. Destacó que las consultas son gratuitas y confidenciales.

Agregó que el servicio de orientación a través de los módulos resulta importante en zonas con situación de riesgo como San Juan de Lurigancho y Huaycán.

Por otro lado, el subgerente de Sanidad y Promoción de la Salud de la Municipalidad de Lima, Jesús Mamani Romero, explicó que la iniciativa ayudará a los vecinos de algunas zonas que se encuentran afectados por la microcomercialización y el consumo de drogas.

Se espera que, a fin de año, Habla Franco cuente con 10 módulos distribuidos en diferentes zonas de Lima y Callao, como Villa El Salvador, Villa María del Triunfo, Ventanilla, Mi Perú, Ate, entre otros.