(USI)
(USI)

La ministra de Educación, , aseguró que las obras que se ejecutan en algunos colegios públicos no son impedimento para que los alumnos inicien su año escolar con normalidad y dijo que los fue por falta de coordinación de los directores de las escuelas y de las UGEL.

En el , donde las alumnas no pudieron iniciar el lunes el año escolar, la ministra sostuvo que "todas las autoridades sabían que se venía la segunda fase de la remodelación de la institución". Con ello desestimó las declaraciones del director de dicho plantel, Vicente Peña, quien indicó que se les informó sobre la medida a última hora.

"Las alumnas tenían que ser de todas maneras reubicadas. El problema es que no se les informó a todos los padres sobre la necesidad de reubicar a las alumnas por los motivos que ya se conocen", dijo Salas.

Precisó también que se están realizando las coordinaciones para que las escolares del Fanning sean trasladadas al centro educativo Mercedes Cabello, en el Cercado de Lima, y señaló que los directores de los planteles y directores de las Unidad de Gestión Educativa Local (UGEL) tendrán que rendir cuentas sobre los problemas registrados, ya que es un tema de desorganización.

Sobre el , precisó que el pabellón donde se encontraba el muro que se derrumbó ya estaba aislado y por tanto no representaba un riesgo para los alumnos.

RETRASO DE CLASES EN CUSCO Y JUNÍNDe otro lado, y Junín, donde aún no se ha iniciado el año escolar, remarcó que se ha dispuesto que ningún niño se quede sin ir a clases.

La titular del sector Educación agregó que el retraso se debe a una capacitación de maestros, en el caso de la región cusqueña.

"Los eventos reportados nos permiten tomar acciones rápidamente. En todo caso la prioridad es la seguridad del alumno e inmediatamente buscar cómo se les reubica en una escuela cercana o en módulos provisionales", dijo.