advirtió a la Municipalidad de Lima sobre los riesgos que existen en las obras de ampliación y remodelación en la avenida La Molina, exactamente, en el tramo comprendido entre las avenidas y Melgarejo.

Las irregularidades detectadas contemplan la tala, trozado y extracción de 96 árboles bajo una norma ambiental derogada. Además, el órgano de control denunció que el proyecto vial no contó con supervisión externa e, incluso, se construyó una losa de concreto sin cumplir con lo establecido en los planos del expediente técnico.

También se evidenció que el material de excavación se acumula a 30 centímetros de las zanjas hechas para la instalación de tuberías, lo cual pone en peligro la vida de los obreros.

Aunque los trabajos realizados por el municipio limeño cuentan con una inversión de S/32’209,670, este monto podría incrementarse debido a los problemas señalados.

A fin de evitarlo, en los próximos días, la comuna deberá solicitar a EMPAE S.A., empresa encargada del proyecto, un plan de contingencia.