La novedad de la ya tradicional subasta de verano que organiza el (MALI) es que este año se les dará espacio al diseño y al arte decorativo, y se ampliará la oferta de arte popular.

En este terreno es importante la presencia de ese tremendo maestro de la mejor tradición artística ayacuchana, el gran ceramista Mamerto Sánchez. También se ofertará cerámica de la comunidad Chazuta (San Martín) y una preciosa máscara usada en la festividad de la Virgen de la Candelaria elaborada por Juan Manuel Marón. Preste también atención a las 'cruces de camino' de Teodoro Guillén Romaní y Alfredo López Morales. Además, hay piezas de madera de la comunidad Yanesha (Pasco).

En el campo del diseño, hay que prestarle atención al trabajo de Sandra Serrano, finalista de la Bienal Iberoamericana de Diseño 2015. También hay carteras de Vacide Erda y bolsos de Susan Wagner.

En el terreno del arte contemporáneo, se subastarán obras de Gabriel Alayza, Alejandro Jaime, Ana María Barboza y muchos más.

TAGS RELACIONADOS