La selección de decidió no hablar con la prensa, luego que varios medios publicaran fotos de los jugadores desnudos en la piscina del hotel donde concentran. Dos reporteros gráficos se escondieron entre los arbustos y captaron las imágenes.

"No puedo obligarlos a que estén a su disposición después de lo que ustedes les hicieron a ellos y sus familias", dijo un enfadado el entrenador de Croacia, Nico Kovac, a periodistas en la base de entrenamiento del equipo en Praia do Forte.

"¿Cómo se sentirían ustedes si alguien les toma fotografías desnudos? Son categóricos en que no les hablarán más y no sé si el silencio terminará mañana o hasta el final de nuestra campaña mundialista", puntualizó.