Redacción PERÚ21

redaccionp21@peru21.pe

El espectacular autogol que convirtió el zaguero Rodrigo Arroz con el cual selló la derrota de su equipo, el , ante el Goiás en el torneo de la Segunda División del fútbol brasileño, causó revuelo en la prensa deportiva 'carioca'.

Arroz marcó el tanto a los 80 minutos del encuentro cuando intentaba retrasar la pelota desde el medio campo, pero acabó batiendo accidentalmente a su compañero, el arquero Emerson. La hinchada del Guaraní que acudió al estadio abucheó al jugador, pero su técnico, Oswaldo Alvarez, salió en defensa de su pupilo.

"Lo que le pasó a Arroz podría haberle pasado a cualquiera. Él estaba presionado por el delantero (adversario), giró rápidamente y retrasó la pelota para el portero. Emerson suele adelantarse en los minutos finales de los partidos y, con la cancha mojada, la pelota tomó el rumbo del gol", señaló el estratega.

La prensa deportiva brasileña recordó hoy que el "rey" del fútbol brasileño, Pelé, lamenta hasta hoy no haber logrado anotado con un disparo desde el medio campo, algo que Arroz logró hacer anoche, aunque en su propia portería.

La derrota mantuvo al Guaraní en el puesto 14 entre los 20 equipos que disputan el Campeonato Brasileño de la Segunda División, mientras que, beneficiado por el gol del triunfo "regalado" por Arroz, el Goiás trepó hasta la sexta casilla en la tabla de posiciones.