Despilfarro. Una vez más, los congresistas disponen como quieren del dinero de todos los peruanos. (Martín Páuca)
Despilfarro. Una vez más, los congresistas disponen como quieren del dinero de todos los peruanos. (Martín Páuca)

Patricia Quispe V.pquispe@peru21.pe

Cuatro meses cumple mañana el nacionalista Víctor Isla en la conducción del Parlamento sin haber concretado los ofrecimientos que hizo al asumir el cargo. La elección del defensor del Pueblo, de los miembros del BCR y de los magistrados del TC sigue en el limbo, no hay agenda, tampoco una fiscalización que le marque el paso al Ejecutivo y, menos, una producción legislativa de calidad.

Pero esa, al parecer, es la menor de sus preocupaciones. La principal habría sido, más bien, asegurarle al Parlamento un envidiable presupuesto para el 2013, que ascenderá, según lo aprobado en el Consejo Directivo, a 475 millones 613 mil 074 soles, unos 6.9 millones más de lo que se programó para este año.

DERROCHE LEGISLATIVODe acuerdo con información oficial obtenida por Perú21, parte de este incremento presupuestal obedece a la creación de 130 nuevas oficinas congresales: 94 en provincias y 36 móviles en Lima, con el argumento de que contribuirán al fortalecimiento de la función de representación.

Loable objetivo si no fuera porque, entre el pago de alquileres y mantenimiento de oficinas, la contratación de "coordinadores de gestión" –a razón de dos por congresista– y el pago de refrigerios, el Legislativo tendrá que desembolsar un total de S/.11 millones 970 mil 406.

¿Bajo qué criterios se elegirán las provincias en las que se instalarán las oficinas descentralizadas? Nadie lo sabe, como tampoco se conoce cuál será el papel que desempeñarán los llamados coordinadores. Sobre todo si tomamos nota de que, actualmente, cada congresista ya cuenta con un coordinador para su región, además, claro está, de los dos asesores, dos técnicos y un auxiliar que se les asigna por despacho. Un personal que se incrementa si el parlamentario tiene presidencia de comisión. De ahí la pugna, cada año, por asumir la conducción de un grupo de trabajo.

REMUNERACIONESLa mayor carga del presupuesto legislativo, que debe ser ratificado esta semana por el Pleno, está en el rubro de personal y obligaciones sociales, que representa un monto superior a los S/.270 millones. De esta cifra, unos S/.33 millones irán al pago de sueldos y beneficios de los 130 congresistas, por lo que se estima que cada uno percibirá poco más de un cuarto millón de soles en 2013.

Adicionalmente se prevé S/.1.3 millones para remuneraciones y beneficios de los parlamentarios andinos y más de 220 millones de soles para los empleados por el mismo concepto.

DATOS

- El perfil profesional de los coordinadores de gestión "lo decidirá el propio congresista".

- Casi S/.2 millones es lo que se gastará bajo el concepto de "atención a sesiones", léase café y comedor.

- Una partida aproximada a los S/.9 millones demandará el cumplimiento del convenio sindical suscrito por Daniel Abugattás y que ha sido vetado por el Ministerio de Economía.