IRÁ A TERAPIA. Robert M. sufre episodios de enajenación pasajera. (Internet)
IRÁ A TERAPIA. Robert M. sufre episodios de enajenación pasajera. (Internet)

LA HAYA (EFE).– Un juzgado de Ámsterdam (Holanda) condenó a 18 años de cárcel y hospitalización con terapia obligada al pederasta Robert M. por haber abusado de 67 niños de hasta cuatro años, incluidos bebés, en dos guarderías y en domicilios donde hacía servicios de niñero.

El juzgado ha impuesto "una pena larga" teniendo en cuenta la "naturaleza de los hechos, la forma refinada de planearlos y la duración de los mismos", según la sentencia.

"Los abusos de bebés desde semanas de nacidos hasta de menores de 4 años iban desde tocamientos a penetraciones anales, bucales y vaginales que, en ocasiones, se repetían varias veces al día", indicó el juez para ilustrar el tipo de delito cometido por el acusado de origen lituano.

A pesar de que los análisis psicológicos concluyeron que Robert M., de 28 años, sufría de episodios de enajenación pasajera, el tribunal precisó que los delitos se cometían con premeditación "rigurosa".

SABÍA QUE

- La Fiscalía había pedido una pena máxima de 20 años para el exniñero, quien recién ante el juez expresó su arrepentimiento.

- Los padres de los menores han solicitado en conjunto una indemnización de hasta un millón de euros.