(USI)
(USI)

Según la , el es el segundo tipo de cáncer más común entre las mujeres. El (VPH) es uno de los factores más influyentes en el desarrollo del mal.

Este virus se adquiere, principalmente, a través del contacto sexual. Si bien el tener un mayor número de parejas aumenta el riesgo de contraer el VPH, lo cierto es que basta una relación sexual con una persona infectada para adquirir el virus. Solo una.

MEDIDAS QUE SE DEBEN TOMARLa mejor manera de luchar contra dicha enfermedad es la prevención. La primera herramienta alternativa es la vacunación. Esta debe realizarse de manera temprana, incluso antes de iniciar la vida sexual, mientras que a las mujeres que ya tuvieron relaciones sexuales se les recomienda recibir la asesoría y evaluación de un médico para saber si pueden recibir la vacuna.

La otra forma de prevenir consiste en los chequeos ginecológicos periódicos que toda mujer debe hacerse, tales como el Papanicolau y la colposcopía, por ejemplo, los cuales permiten detectar anomalías y, así, tomar prontas medidas. Las mujeres deberían someterse a estas pruebas de rutina una vez al año.