Muere tercer venezolano hospitalizado en Brasil tras disturbios por ayuda

La víctima falleció producto de heridas ocasionadas durante los disturbios por el bloqueo de la ayuda humanitaria del pasado domingo en Boa Vista, Brasil .

Venezuela

Manifestantes lanzan piedras a los miembros de la Guardia Nacional Bolivariana de Venezuela que montan guardia en la frontera entre Venezuela y Brasil. (Foto: AFP)

Manifestantes lanzan piedras a los miembros de la Guardia Nacional Bolivariana de Venezuela que montan guardia en la frontera entre Venezuela y Brasil. (Foto: AFP)

Manifestantes lanzan piedras a los miembros de la Guardia Nacional Bolivariana de Venezuela que montan guardia en la frontera entre Venezuela y Brasil. (Foto: AFP)

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Un tercer venezolano hospitalizado en la ciudad brasileña de Boa Vista (cerca de la frontera con Venezuela), tras los disturbios por el bloqueo de la ayuda humanitaria, falleció este domingo, según informaron autoridades locales.

La Secretaría de Salud del estado de Roraima (norte) indicó que Jorge González, de 40 años, murió como consecuencia de un traumatismo craneoencefálico tras haber ingresado el sábado 23 de febrero.

"Es el tercer herido en los conflictos en Venezuela que muere tras ser atendido en Roraima", señaló en una breve nota, sin dar más detalles.

Con él suman siete los fallecidos durante los disturbios ocurridos en Santa Elena de Uairén y en la comunidad de Kumaracapay (ambas en el estado de Bolívar, sur de Venezuela) el 22 y 23 de febrero, entre manifestantes y militares que bloqueaban el ingreso de la ayuda internacional gestionada por el líder opositor Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado de Venezuela por más de 50 países.

Varios de los fallecidos son indígenas pemones. El último de ellos, Rolando García, de 52 años, murió el sábado por "complicaciones de las heridas por arma de fuego" que había recibido.

Todavía hay en el hospital de Boa Vista (capital de Roraima, a 215 kilómetros de la frontera) una veintena de heridos que cruzaron en ambulancia la frontera, pese a que fue cerrada por orden del presidente Nicolás Maduro, para recibir asistencia en Brasil ante la escasez de medicinas y material sanitario que azota a Venezuela.

En esos dos días de febrero hubo medio centenar de heridos de bala en choques en los que participaron militares y civiles armados afines al gobierno en las poblaciones cercanas a la frontera con Brasil y también en pueblos colindantes con Colombia, donde igualmente se cerró la frontera, según la ONG venezolana Foro Penal.

La oficina de la alta comisionada de Naciones Unidas para los derechos humanos cifró en 300 el total de lesionados.

Maduro rechazó la ayuda internacional por considerarla un pretexto para una invasión militar a Venezuela liderada por Estados Unidos.

Fuente: AFP

ESTE VIDEO TE PUEDE INTERESAR

Ir a portada