(AP)
(AP)

La comisión independiente auspiciada por la ONU para investigar el conflicto en Siria constató el uso de armas químicas en el país. Aunque no pudo comprobar quién las utilizó, no duda de que los grupos de la oposición las posean y las hayan empleado.

La comisión estima que "hay motivos razonables para pensar que se usaron cantidades limitadas de productos químicos".

Los investigadores citan cuatro casos en los que se habrían usado agentes químicos: el 19 de marzo en Jan Al Asal, en las inmediaciones de Alepo, ese mismo día en Uteibah, cerca de Damasco, el 13 de abril en el barrio de Cheij Maqsud de Alepo y el 29 de abril en la ciudad de Saraqeb.

Por el momento las investigaciones "no han permitido identificar la naturaleza de estos agentes, los sistemas de armas empleados o quiénes las usaron".

"Tenemos entrevistas con víctimas, refugiados (…) y personal médico", explicó el presidente de la comisión, el brasileño Paulo Sergio Pinheiro.

Además informó que había viajado a París la semana pasada para pedirles a las autoridades francesas que transmitan a la comisión los resultados de los análisis de las muestras que trajeron de Siria .

La Comisión, al igual que algunos embajadores, entre los que se encuentran los de la Unión Europea y Brasil, pidió el martes al Gobierno sirio que autorice la entrada en el país de la comisión de investigación de armas químicas creada por el secretario general de la ONU.

El régimen sirio acusó a los rebeldes de haber utilizado armas químicas en Khan Al Asal el 19 de marzo y pidió una investigación de la ONU. Pero luego rechazó la idea de la ONU de enviar una misión a todo el territorio sirio.