Un macabro hallazgo mantiene conmocionada a la población de la localidad de Puerto Supe, en . Una niña encontró dos cabezas en una casa abandonada: se trata de una mujer de unos 35 años y de un niño de 10 años que, según la Policía, podría tratarse de una madre y de su hijo.

De acuerdo con los testimonios de los vecinos del pasaje San José –en el sector Nueva Victoria–, la noche del último martes, una pequeña descubrió los restos cuando jugaba con su perro.

Inmediatamente, el padre de la menor alertó a los agentes de la comisaría del sector, quienes llegaron a indagar sobre el macabro hallazgo.

El fiscal de turno, Fernando Carrera, informó que ambos restos presentaban quemaduras. A la mujer se le encontraron huellas de golpes, al parecer, con un objeto contundente, mientras que el menor tenía un orificio de bala en la región occipital, además de otras lesiones en la cara.

En tanto, los peritos de Criminalística manifestaron que los cuerpos habrían sido cercenados con una sierra eléctrica pues los cortes "están hechos de manera perfecta".

A LA MORGUE DE LIMALos detectives a cargo del caso revelaron que las víctimas habrían muerto hace 21 o 30 días debido al estado de descomposición en el que fueron encontrados los restos.

El representante del Ministerio Público dispuso que las dos cabezas sean trasladadas a la para el análisis antropológico forense y los odontogramas correspondientes. Así se determinará las identidades de los fallecidos.

Mientras tanto, la Policía inspeccionó los alrededores de Nueva Victoria con el objetivo de ubicar las otras partes de los cadáveres, pero los resultados fueron negativos.

SABÍA QUE

- Los resultados de los exámenes forenses que se realizan se conocerán, por lo menos, dentro de dos semanas.

- La Policía investiga si hay denuncias de personas desaparecidas cuyas características concuerden con los restos encontrados en Barranca.

- Cabe precisar que, en julio último, en Huacho fueron hallados restos descuartizados de Enrique Armestar.