Los ataques al Oleoducto Norperuano dañan el medio ambiente. (Foto: GEC)
Los ataques al Oleoducto Norperuano dañan el medio ambiente. (Foto: GEC)

El , Francisco Ísmodes, se mostró de acuerdo con realizar obras para las comunidades ubicadas alrededor del , pero pidió que se eviten nuevos derrames.

"Hay poblaciones alrededor del oleoducto que no tienen electricidad, además de agua y educación de baja calidad", señaló en la reunión de hoy para sentar las bases del Plan de Cierre de Brechas para las comunidades nativas y amazónicas, realizada en .

"Tenemos que mejorar las condiciones de vida de los peruanos que viven alrededor del oleoducto y relacionados a los pozos de hidrocarburos. Pero también tenemos que cuidar el ambiente", apuntó.

Se refirió a los ataques que ha recibido la tubería, que originaron derrames y la toma de la Estación 5, por parte de los habitantes locales, además del daño ambiental por el crudo vertido.

"Tenemos que asegurarnos que ese oleoducto está en condiciones de operar bien, y evitar juntos iniciativas que ponen en riesgo la operación del oleoducto", añadió Ísmodes.

Hoy por la tarde, confirmó un nuevo ataque en el Tramo II del oleoducto, en la provincia de Bagua, en Amazonas.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: