Quiere un segundo mandato. (Reuters)
Quiere un segundo mandato. (Reuters)

PARÍS (DPA).– Tras salir segundo en la primera vuelta de las elecciones presidenciales en Francia, Nicolás Sarkozy busca captar al electorado de la extrema derecha para asegurarse un segundo mandato de gobierno, en la segunda vuelta del 6 de mayo.

Su rival, el socialista Francois Hollande, obtuvo en los comicios del domingo el 28.63% de los votos, frente al 27.18% de Sarkozy.

Marine Le Pen, del ultraderechista Frente Nacional, logró un 18% de respaldo.

Ayer, Sarkozy abogó a favor de la derecha. "Se acabó la Europa que no regula los flujos migratorios, que no defiende sus fronteras y que al mismo tiempo abre sus mercados sin una contraprestación", dijo el mandatario.