DEFENSA CIEGA. Anticipándose a las indagaciones de la Contraloría, Salas niega irregularidades. (Martín Pauca)
DEFENSA CIEGA. Anticipándose a las indagaciones de la Contraloría, Salas niega irregularidades. (Martín Pauca)

Las flagrantes contradicciones entre la ministra de Educación, Patricia Salas, y el jefe de la Oficina General de Administración (OGA), José Maman, respecto a la adquisición de 40 mil laptops escolares, deberán ser dilucidadas en la Comisión de Fiscalización del Parlamento.

El congresista Juan José Díaz Dios (Fuerza 2011) adelantó a Perú21 que hoy, en la sesión ordinaria de ese grupo de trabajo, solicitará que se convoque a Salas para que informe en detalle sobre el proceso de reposición de las laptops siniestradas meses atrás durante el incendio de uno de los almacenes de su portafolio.

CONTRADICCIONESPrecisó que la ministra debe aclarar por qué si es la compañía de seguros La Positiva la que elige a la empresa proveedora de las 40 mil laptops –según sostuvo ella ante la Comisión de Educación–, un funcionario de su sector, José Maman, ha remitido dos oficios a esa compañía indicando que el proveedor seleccionado es Trimega Corp. S.A.C.

Díaz observó que estas contradicciones generan suspicacia, más aún cuando el propietario de Trimega resulta ser David Carretero, financista de la campaña de Ollanta Humala a la Presidencia.

"Es cuestionable que ella no tome las denuncias con seriedad; eso es lavarse las manos. Lo que vemos es un 'negacionismo', algo que está tan de moda ahora en el Gobierno", comentó.

Mientras tanto, la ministra descartó de plano irregularidades en el proceso. No obstante, reconoció enseguida que será la Contraloría la que deberá esclarecer las dudas sobre esta operación. Además, negó presuntos favoritismos. En tal contexto, declaró a Canal N que ella no dispone de ninguna información previa sobre, por ejemplo, quiénes son los accionistas de la empresa. "Lo que nos interesa es la transparencia", manifestó.

DATO

- A la fecha no se han determinado las causas del incendio en el que se quemaron más de 40 mil laptops que no fueron distribuidas a tiempo por el sector Educación.

- A la Comisión de Fiscalización también sería citado el jefe de la OGA, José Maman.