Desde el 2005 no saca un disco y se dedica a hacer "mardecopitas". (Perú21)
Desde el 2005 no saca un disco y se dedica a hacer "mardecopitas". (Perú21)

Por: 'Wicho' García, MúsicoSi nos preguntan qué disco peruano salvaríamos del fuego escogeríamos, sin dudarlo, Primera dosis, la maqueta que Narcosis grabó en 1985. No solo el rock peruano cambió con este disco. Para muchos jóvenes significó una manera nueva de enfrentarse al mundo: con rebeldía y escepticismo. El ordenador de ese caos sonoro y vital fue 'Wicho' García, quien desde los 90 integra otro combo fundamental: Mar de Copas. Hoy, Narcosis presenta su vinilo en Etnias Bar (plaza San Martín, 8 p.m., y no vuelven más) y Mar de Copas toca mañana en el Acustirock (Mega Plaza de Lima-Norte). Si te pierdes estos conciertos, no eres rockero, eres cumbiambero.

¿CÓMO LLEGASTE AL ROCK?Escuchaba Beatles y música clásica. Luego me metí en la onda progre pero, gracias a Paco, mi hermano mayor, entré al rock, algo que hasta entonces me había parecido muy ácido. Led Zeppelin III me sacó la mierda, fue mi entrada al rock.

¿TE GUSTA NARCOSIS?La mayor parte, sí. Hicimos canciones bacanes, bien estructuradas.

ERES MEDIO CHANCÓN, ¿NO?Soy chanconazo (ríe). No soy perfeccionista, pero sí chancón. Conocí a Miki González cuando me llamó para decirme que le había gustado la producción de la maqueta de Narcosis y que quería dos copias: una para él y otra para Charly García.

GRABASTE PRIMERA DOSIS CON UNA CASETERA CASERA. ¿CÓMO DESCUBRISTE QUE LA PRODUCCIÓN ERA FUNDAMENTAL EN UN DISCO?Lo intuía y lo deseaba todo el tiempo. Cuando grabamos ya tenía 25 y hacía 10 que iba de un lado a otro buscando qué hacer con mi vida: estudiaba, trabajaba y abandonaba todo. Me decían que del arte me iba a morir de hambre, pero me despercudí de ese prejuicio y Narcosis fue, sin saberlo, el paso previo a mi dedicación total a la música, un intento desesperado por sobrevivir.

¿ES CIERTO QUE ORDENASTE LA MÚSICA DE NARCOSIS?Bueno, para entrar puse como condición estructurar las canciones pues no tenían forma, las letras no decían nada. Así nacieron Represión, Destruir, Sucio Policía. A la hora de tocar descubrimos que había química, vacilón y desesperación, pues vivíamos años bien difíciles: terrorismo, crisis existencial, era un total 'No future', por eso pegaba hacer punk. Era una manera de hacer algo creativo y salvarte.

LA DANZA DE LOS CRISTALES MOSTRABA AL NUEVO NARCOSIS, ¿NO?Sí. 'Pelo' Madueño (el baterista) y yo queríamos hacer cosas más bacanes. Mi rollo con Narcosis era despertar a la gente. Cuando cantaba Represión, muchos gritaban "sí, luchemos contra la represión del Estado, de la Policía", y yo les decía "no, de la represión que está en sus cabezas, huevonazos" (risas). Se trataba de sacar a la gente de su estupor cojudo y de pose huevona; que saliese su parte creativa. El rollo subte se perdió en la pose.

LA GENTE MÁS CREATIVA TERMINÓ ABURRIÉNDOSE DE LO SUBTE…Sí, era obvio que el rollo se iba a desinflar. Yo hablaba con los subtes y me decían tal cantidad de estupideces: "Oe, por qué no usas cuero si eres punk". "No, yo no soy punk, solo quiero hacer música", les decía. Y justo llegó Miki González y me dijo para trabajar con él. "Chucha, se me hizo", dije, y me fui con él porque o era eso o regresaba a la universidad. La gente aún me dice "traidor de mierda".

YO ERA UNO DE LOS QUE TE GRITABA ESO…Lo sé (risas). Por eso, cuando me preguntan qué pienso de los punks respondo: "Que se vayan a comer mierda (risas)".

¿DÓNDE ESTÁ TU MÚSICA?No soy un compositor de canciones, soy un productor, un ordenador del caos, y el productor trabaja por encargo. Si me das imágenes de una película, me viene la música a la cabeza. Si me das música, se me vienen los arreglos. Es decir, necesito tener algo para empezar pues si me dices "haz una canción", no la hago. Muchos quieren que haga mi disco solista pero, qué pereza, a mí denme chamba.

¿TE GUSTA MAR DE COPAS?Hay canciones de Mar de Copas que no me gustan nada, pero somos un grupo democrático, de gustos absolutamente diferentes.

¿POR QUÉ NO SE HICIERON MASIVOS?Primero, la industria, cuando existía, no nos daba bola porque aquí el rock no es masivo. Segundo, nos llaman engreídos por no hacer playback, por no hacer concesiones. Tercero, solo hacemos la música que nos gusta, no queremos fabricar un hit para vender.

¿QUIERES QUE SE TE RECUERDE POR NARCOSIS O POR MAR DE COPAS?Los músicos no somos tan importantes, lo importante es la obra. Si algo bueno tengo es que hago las cosas lo mejor que puedo. El músico no manda, manda la música.

¿HABRÁ OTRO DISCO DE NARCOSIS?Narcosis no existe, es una ilusión colectiva, ya cumplió su ciclo. Hoy es solo el deseo de un grupo de personas por vernos juntos. Eso sí, los conciertos más intensos que he vivido con Narcosis fueron en Colombia, sobre todo en Bogotá.