notitle
notitle

Dr. Rodrigo Rondón, Opina.21Familias completas gustan recibir el Año Nuevo en la playa, lo que no debería incluir a la mascota. Ahórrele el sufrimiento de acompañarlos.

La principal razón es el calor. Los perros tienen un abrigo que no pueden quitarse: su pelaje. Entonces, estar bajo los rayos solares sería como si usted estuviera con un abrigo de piel expuesto al intenso sol.

Y, cuando el animal se pone inquieto, suelen encerrarlo en el auto, lo que puede desencadenar un golpe de calor (su temperatura corporal aumenta y ocasiona un serio colapso que podría ser mortal).

Además, su mascota tendrá que hacer sus necesidades y no tendrá más remedio que hacerlo en la arena, incomodando a otras personas.

No queremos malograrle el plan pero, antes de ir a la playa, le recomendamos que encargue a su perrito con un familiar cercano responsable para que usted esté seguro de que su engreído estará bien cuidado y alimentado.

De lo contrario, le aconsejamos dejarlo en un hospedaje para mascotas.

El doctor Rodrigo Rondón atiende en la Clínica Veterinaria Rondón. Av. Pedro Venturo 104, Surco. Telfs: 448-6092 / 271-0373 / 271-5542