Es su primer viaje a Latinoamérica hispanohablante. (Reuters)
Es su primer viaje a Latinoamérica hispanohablante. (Reuters)

SILAO (Agencias).– El papa Benedicto XVI dijo que el comunismo ya no funciona en Cuba y que la Iglesia Católica Romana está dispuesta a ayudar a la isla a encontrar nuevas formas de avanzar en nuevos modelos sin "trauma".

En declaraciones en el avión que lo llevó desde Roma a México y a Cuba, en una visita de cinco días, el Sumo Pontífice expresó a periodistas: "Hoy es evidente que la ideología marxista en la forma en que fue concebida ya no corresponde a la realidad".

Asimismo, agregó: "En esta forma ya no podemos construir una sociedad. Nuevos modelos deben ser encontrados con paciencia y de forma constructiva".

El Papa, que tiene programado llegar el lunes a Cuba luego de una visita de tres días a México, llamó a la libertad de conciencia y a la libertad de culto en la isla, donde rige un sistema comunista desde hace más de 50 años.

El Sumo Pontífice ofreció la ayuda de la Iglesia Católica para lograr una transición pacífica en Cuba, y manifestó que el proceso requiere de paciencia y, también, de "mucha determinación".

Sus comentarios generaron una respuesta cautelosa del Gobierno cubano. "Respetamos todas las opiniones. Consideramos útil el intercambio de ideas. Escucharemos con todo respeto a Su Santidad", indicó el canciller cubano, Bruno Rodríguez.

CONTRA EL 'NARCO'Benedicto XVI llegó ayer al aeropuerto de la ciudad de Silao, en el estado de Guanajuato (centro), en su primera visita oficial a México.

El Papa condenó la violencia del narcotráfico en México y consideró que la "idolatría del dinero" es la causa de la espiral violenta que ha dejado más de 47,500 muertos desde diciembre de 2006, cuando Felipe Calderón asumió el poder y le declaró la guerra al crimen organizado.

SABÍA QUE

- No se ha informado si Benedicto XVI se reunirá con Fidel Castro.

- Human Rights Watch instó al Gobierno cubano a frenar la represión contra los disidentes en vísperas de la visita del Papa.