Libman perdió el control. (USI)
Libman perdió el control. (USI)

Si bien se disculpó ante la afición pero no con el jefe de prensa del Juan Aurich, Miguel Morales, a quien le propinó un puñete, Salomón Libman justificó su actitud al señalar que fue provocado. "No soy loco para reaccionar así. Me tienen que buscar mucho para reaccionar. Lo que me dijo (Morales) fue 'Ya van tres goles conch… y los tenemos de hijos'. Mi carrera tiene una conducta intachable dentro y fuera de la cancha. Espero que esto no vuelva a ocurrir", dijo el golero de Alianza Lima.

Pese a no haber sido expulsado, la Comisión de Justicia de la ADFP actuaría de oficio por la agresión de Libman a Morales. De muy buena fuente se supo que 'Yuyo' recibiría una sanción de por lo menos tres fechas.

Ante la posible suspensión de Libman, la lesión de Jorge Rivera (fractura en el tabique) y la recuperación de George Forsyth, tras ser operado de la rodilla derecha, Ángel Azurín, que milita en la reserva 'grone', atajaría ante Cobresol.