Defiende el trabajo de Ética. (USI)
Defiende el trabajo de Ética. (USI)

El presidente de la Comisión de Ética del Congreso, Humberto Lay, advirtió ayer que está dispuesto a renunciar a ese grupo de trabajo si el pleno del Congreso finalmente le suprime las facultades para investigar las hojas de vida de los parlamentarios, como lo propone el oficialismo.

"Nosotros plantearemos en el pleno una ratificación del reglamento tal y como está ahora. Solamente, en el caso de que el pleno lo desaprobara y dijera 'no va ese artículo', entonces yo renunciaría a la Comisión de Ética, porque ya no tendría sentido", expresó.

Sin embargo, el legislador confió en que no prospere ningún cambio.A su turno, el congresista Víctor Andrés García Belaunde rechazó que se pretenda impedir que Ética sancione a los que falsearon sus hojas de vida y señaló que esa facultad es una advertencia para los nuevos postulantes.