notitle
notitle

Fritz Du Bois,La opinión del directordirector@peru21.com

En dicho filme sobre la corrupción del PRI en un pequeño poblado, el personaje principal era un alcalde que salió de la nada pero que aprendió rápidamente cómo abusar del poder y terminó haciendo lo que le venía en gana.

Una historia similar viene ocurriendo en Cajamarca, donde el presidente regional no bien ingresó, modificó el presupuesto para desviar recursos –destinados originalmente para nutrición y educación– hacia el financiamiento de labores proselitistas en su campaña en contra de Conga. Más aún, parece que el uso indebido de fondos del Estado le dio resultados ya que ha logrado que el proyecto sea paralizado en perjuicio de sus paisanos –quienes perderían el empleo y el bienestar que iba a generar la mayor inversión que habría visto su región–, pero beneficiando las ambiciones políticas que evidentemente tiene Santos.

Paralelamente, parece que también estaría acumulando 'tapaditos' aunque no sabemos en qué piensa utilizarlos. Podrían ser para financiar una campaña presidencial o simplemente para cubrirse en la eventualidad de que deje de trabajar. De cualquier manera, es poco probable que sea investigado ya que a la luz de la falta de acción en todas las denuncias anteriores que se han presentado, da la impresión que tiene tanto al contralor como al fiscal de la Nación intimidados.

En todo caso, el diálogo del audio del empresario allegado a Santos que hoy publicamos bien podría ser la base de un guion para un filme sobre la corrupción – …'Hay que darle su billete'… 'estoy que le lavo todo su billete a ese huevón'…– nos pinta un cuadro tan sórdido de nuestra política que es deprimente, aparte de ser un verdadero escándalo. Solo queda esperar que los encargados de fiscalizarlo cumplan con su trabajo.