UNA MÁS. Santos y su gente de confianza buscarían aprovecharse de los más necesitados. (Luis Gonzáles)
UNA MÁS. Santos y su gente de confianza buscarían aprovecharse de los más necesitados. (Luis Gonzáles)

Lina Godoylgodoy@peru21.pe

El proyecto de instalación del sistema de riego tecnificado que viene ejecutando el Gobierno Regional de Cajamarca en dos humildes caseríos del distrito de Chirinos, provincia de San Ignacio, se ha convertido en un nuevo foco de corrupción.

Según los pobladores de los caseríos Tablón y Juan Velasco Alvarado –quienes deberían ser los beneficiarios–, este pequeño proyecto de infraestructura agrícola, pomposamente lanzado por el mismísimo Gregorio Santos, está siendo manejado en forma dolosa por personal de la Gerencia Regional de Desarrollo Económico.

El proyecto cuenta con un presupuesto de S/.2'858,131 e iba a ser financiado al 100% por el Gobierno Regional de Cajamarca, según consta en su mismo portal.

Sin embargo, malos funcionarios de esta entidad, en complicidad con dirigentes comunales y ronderos de Patria Roja –donde milita Santos–, vienen exigiendo pagos ilegales a los agricultores para incluirlos en el programa.

EXIGEN DINERO A CAMBIOEn el caso del centro poblado Tablón, los funcionarios regionales están exigiendo a los agricultores S/.770 por cada hectárea de terreno a irrigar. Si se tiene en cuenta que el proyecto de riego tecnificado comprende 233 hectáreas, el monto ilícitamente cobrado asciende a S/.179,419 y perjudica a 88 familias que, en teoría, deberían ser las beneficiarias, de manera gratuita, de esta obra pública.

Según nuestros informantes, los involucrados en estos cobros irregulares son el residente de obra, el ingeniero Óscar Oliva Dávila, así como el presidente de la comunidad Tablón, Felizardo Samaniego Solís, y su vicepresidente, Rodolfo Fuentes Chocán, a quienes se les identifica como personas muy cercanas a Santos porque son integrantes de las rondas campesinas.

Estos dirigentes mantienen amenazados a los pobladores afectados quienes, por temor a violentas represalias, han hecho llegar la denuncia en forma muy reservada a algunas organizaciones de la zona, como la Cámara de Comercio de Jaén, y a algunos medios de comunicación.

Los afectados han informado, por ejemplo, que el teniente gobernador de Tablón, Martín Córdova Contreras, viene ignorando sus denuncias y que evita cualquier intervención por temor a ser agredido por los ronderos que están involucrados en el nuevo negociado de los funcionarios del gobierno regional cajamarquino.

ESPERAN A LA CONTRALORÍALas irregularidades en la ejecución de este proyecto, que curiosamente es llevado a cabo por el mismo Gobierno Regional de Cajamarca, obligarían a que la Contraloría General de la República efectúe una auditoría técnica, con la cual se pondría al descubierto la verdadera magnitud de este nuevo caso de corrupción en la gestión de Gregorio Santos Guerrero.

DATOS

- El proyecto lo está ejecutando el mismo Gobierno Regional de Cajamarca por orden de Santos.

- Lo hace, sin embargo, mediante otra unidad ejecutora: la subregión Jaén-San Ignacio.

- El programa consiste en captar el agua de un canal ya existente y derivarla a los cultivos a través de tuberías.

- Santos ya es investigado por irregularidades en las licitaciones de otras obras.