En alarma por su bajo peso. (Reuters)
En alarma por su bajo peso. (Reuters)

A pesar que hace unos días sus médicos le dieron la noticia que su cáncer de hígado y colón estaba en remisión, ahora Robin Gibb. uno de los vocalistas de la legendaria banda Bee Gees, se encuentra grave debido a una pulmonía.

Al parecer, sus problemas se iniciaron a fines de marzo, cuando Robin fue operado en el intestino, problema que también sufrió su gemelo Maurice Gibb y que le provocó la muerte.

Los médicos sospechan que el sistema inmune de la estrella de 62 años está muy débil y que no podría superar la neumonía. Es más, su pérdida de peso mantiene en alerta a sus familiares.

"Su cuerpo está sufriendo y los médicos temen por él, pero Robin quiere ganar la batalla", comentó un amigo de la familia.

Debido a su estado, su hermano Barry ha volado desde Tennessee (EE. UU.) hasta la clínica en Londres (Reino Unido) donde está internado Robin.