FUMIGACIONES. Se realizan en las localidades endémicas. (Fidel Carrillo)
FUMIGACIONES. Se realizan en las localidades endémicas. (Fidel Carrillo)

El dengue hemorrágico es un mal silencioso pero mortal. Entre enero y noviembre de 2011 cobró la vida de 27 personas y produjo más de 23 mil contagios solamente en la Amazonía. Por ello, ha sido catalogado por las propias autoridades peruanas como "el peor brote histórico" del país.

Yeni Herrera, coordinadora de la Estrategia Sanitaria de Enfermedades Transmitidas por Vectores, del Ministerio de Salud (Minsa), indicó que hasta la última semana de noviembre se habían registrado 23,380 casos confirmados del mal en los departamentos de Loreto, Madre de Dios, San Martín y Ucayali (fronterizos con Brasil).

La cifra es mucho mayor que la de 2010, cuando hubo siete fallecimientos y más de 19,000 casos de dengue.

"Por eso, periódicamente realizamos acciones de control en todas nuestras regiones amazónicas y en las que no lo son pues, de lo contrario, las cifras serían mucho más abultadas", manifestó.

NUEVO GENOTIPOHerrera explicó que a fines del año pasado ingresó en las regiones amazónicas peruanas un nuevo genotipo del dengue hemorrágico, cuyos síntomas son la fiebre, el dolor abdominal y el sangrado.

"Este problema sobrepasa la capacidad del Minsa. Se necesita que la población ponga de su parte y que no deje agua empozada ni desperdicios que atraigan al zancudo que transmite el dengue", señaló la funcionaria.

Asimismo, recordó que los principales focos donde se presenta la epidemia se hallan en las ciudades loretanas de Iquitos y Yurimaguas, a orillas del río Amazonas.

"En estas zonas se llevan a cabo acciones periódicas de control y fumigaciones constantes para erradicar los focos del dengue, y no vamos a bajar la guardia", anotó Herrera.

TENGA EN CUENTA

- El dengue es un mal transmitido por el mosquito Aedes aegypti, que se reproduce en los depósitos de agua.

- Se presenta en la selva y en la costa norte del país.