notitle
notitle

El inicio, la administración de una empresa es relativamente sencilla. Se torna compleja cuando las ventas crecen, pues ello implica mayores necesidades de insumos, de materiales y de personal para cumplir con la demanda.

Para evitar un caos, lo recomendable es contar con un sistema de planificación y control de la producción. Así, podrá definir la cantidad que debe fabricar y el momento adecuado.

El objetivo es lograr un equilibrio entre las ventas y la capacidad de producción. No solo responderá mejor a la demanda creciente, sino que obtendrá mejores costos. Cuando las necesidades del mercado se conviertan en pronósticos de ventas, su empresa se encontrará bien preparada y organizada.

SABÍA QUE

- SuperviseCuando la producción para atender a la demanda creciente esté en marcha, vele por el uso apropiado de los equipos y de las instalaciones de su empresa.

- Evite retrasosVigile que los materiales (insumos) se reciban a tiempo en la cantidad correcta según lo previsto.